Estás aquí
Inicio > conads > Mas Salud Si Trabajas Para Ti Mismo

Mas Salud Si Trabajas Para Ti Mismo

image

Probablemente una consecuencia desconocida de trabajar para uno mismo, es tener más salud. Mucha gente que trabaja para otros no lo puede entender, ya que hay que vivirlo. A pesar que siempre puedes leer que es mejor trabajar para uno mismo nos conviene económicamente, no es el único campo en el que vas a tener mejoras.

Aquí listo tres beneficios en tu salud cuando trabajes para ti mismo:

1. Duermes mejor

Si eres como la mayoría de personas que trabajan para otros, no duermes  bien. Muchos factores contribuyen entre ellos la misma presión de los jefes, la exigencia de que trabajes más horas por el mismo sueldo, llamadas de la oficina en la madrugada. La privación de sueño es uno de los más grandes problemas que puede tener una persona, muchos trabajadores terminan bebiendo varias tazas de café en la mañana para mantenerse despiertos, y sin duda afectan su salud de muchas formas al hacer eso, aumentando su nerviosismo. ¿Pasa lo mismo cuando trabajas para ti mismo? no, porque no tienes que ajustarte a un horario fijo, al que tienes que ir si o si, puedes quedarte hasta tarde y levantarte temprano, pero dormir una siesta a media mañana o en la tarde, sin que ningún jefe te reclame por llegar tarde. Tu sabes lo que tu cuerpo pide, y si pide unos minutos de sueño, le vas a dar. Claro que hay que poner uno mismo los limites.

2. Ejercicio

La mayor parte de la gente que trabaja en una oficina gana peso en el primer año de trabajo, y esa ganancia de peso va aumentando con el tiempo. Eso se debe al estrés que sufren en el trabajo, agregado a la falta total de ejercicio. Recuerdo haber llegado a casa después de un terrible día en el trabajo, donde también estuve un poco soñoliento, y de ninguna manera quería hacer ejercicio. Era lo último que haría en ese día, y claro, no lo hice. Ahora que trabajo por mi mismo hago ejercicio todos los días, caminando al menos 30 minutos diarios. Y otra ventaja es que si tienes una suscripción al gimnasio, vas a tener el gimnasio para ti solo prácticamente, ya que la “multitud” se aglomera en las horas en que los empleados salen de sus oficinas.

3. Comer bien

Y por comer bien no me refiero a rellenar tu estomago de todo lo que encuentres. Me refiero a que comes a tus horas, no tienes que prácticamente devorar el desayuno para no llegar tarde a la oficina, o no tienes que responder llamadas en medio de una cena familiar. Y lo mejor es que si te da hambre, puedes comer algo saludable en tu casa, y no salir a comprar comida chatarra y comerla apresuradamente para que tu jefe no te vea. Además del hecho que puedes comer entre comidas, una práctica recomendada por nutricionistas para mejorar tu salud y bajar de peso, aparte del beneficio de que no te da sueño después de almorzar. Desde que tienes tiempo incluso para cocinar tu propia comida o ayudar en la cocina, a la vez que ahorras, comes saludablemente y no tienes ningún apuro en comer.

Esto claramente es una opinión personal y si tienes alguna opinión sobre esto puedes dejar un comentario.

Top