Estás aquí
Inicio > conads > Como Seguir Motivado Cuando Trabajas Desde Casa

Como Seguir Motivado Cuando Trabajas Desde Casa

trabajar-desde-casaTrabajar desde casa puede ser algo bueno, hasta que algo sucede y deja de interesarte el trabajo, solamente chequeas el correo de vez en cuando y pasas el tiempo mirando vídeos en Youtube o fotos en Tumblr. Lo difícil es continuar trabajando sin necesidad que alguien esté mirándonos.

Creo que la principal motivación que necesitamos la tenemos a nuestro alrededor. Si somos solteros, debemos pensar en nosotros y pensar que necesitamos trabajar para poder ganar dinero, si no hay trabajo, no hay dinero para pagar las cuentas, la comida, y tu diversión. Y si eres casado, pues mira a tu esposa e hijos y tendrás la motivación necesaria para seguir trabajando ¿No quieres verlos pasando necesidades verdad?

Bueno, tal vez eso sonó algo fuerte. Pero es la verdad. También hay otras cosas que podemos hacer para mantenernos motivados:

Utiliza ropa de trabajo para trabajar

Una de las tentaciones más grandes que tenemos al trabajar en casa es utilizar pijamas y estar todo el día utilizándolos. Pues no debes caer en esa tentación. Cuando empieces a trabajar viste ropa que utilizarías para ir a la oficina. Eso te prepara mentalmente para concentrarte en tu labor.

Crea una rutina diaria

Cuando uno trabaja en casa empezamos el día saltando de la cama al escritorio y empezamos a trabajar. Suena genial, pero en realidad no lo es tanto. Establece una rutina diaria para iniciar tu día, lavarse, hacer algo de ejercicio, una ducha, tomar desayuno, luego vestirte para ir a trabajar en tu escritorio.

Auto disciplínate

Si tienes tendencia a hacer muchas cosas menos tu trabajo entonces necesitas disciplina. Y si estás en casa, no hay nadie más que te discipline más que tu mismo. Tienes el suficiente cerebro para saber que estás haciendo, si divertirte o trabajando. Así que … ¿qué esperas para trabajar?

Toma una siesta o descansos para mejorar la productividad

Hasta ahora hemos sido algo duros contigo ¿verdad? Pues ahora es el momento de recordarte los beneficios de trabajar desde casa. Puedes tomar siestas estratégicas, descansos. Pero recuerda, siestas, descansos, nadie te dice que duermas todo el día.


Si crees que no vas a poder cumplir con estas cosas, pues lamentablemente no estás hecho para trabajar desde casa. Busca un trabajo de oficina, con un gerente mirando sobre tu hombro. Te obligará a tener una rutina para empezar el día, a vestir para ir a la oficina, y tener mucha disciplina para cumplir las reglas de la oficina. ¿Y las siestas? Olvídalo.

Top