Chitas Jugando con un Impala

La verdad yo croe que estas fotos no cuentan toda la historia. Pero si es verdad, demuestra que jugar con sus victimas no es privilegio de los humanos. En estas fotos vemos a tres jovenes chitas (uno de los más peligrosos felinos del África) jugando con un joven impala.

¿No tenían hambre? ¿Acaso el impala olía demasiado mal?

En la vida salvaje, los chitas a diferencia de otros felinos, caza de día, y debido a su gran velocidad que consume mucho de su energía, debe descansar mucho después de perseguir y atrapar a una presa.

Podría ser una coincidencia que los tres felinos hayan estado muy exhaustos para siquiera morder al impala, pero se me hace muy dificil, incluso como vemos en la siguiente foto, el impala frota su cabeza contra el cuello de uno de los chitas, que incluso parece aburrido.

Y en esa ya me pareece que el chita está lamiendo al impala, para ver que tal sabe jeje. Y la presa está muy calmada o muy tonta para saber que está siendo lamida por un carnívoro capaz de romperle el cuello con sus mandíbulas.

Y en esta última, al parecer el impala sale corriendo, en un hipotetico final feliz, lejos del alcance de sus perseguidores.

¿Ustedes creen que estas fotos pueden ser reales?

Una respuesta a “Chitas Jugando con un Impala”

Comentarios cerrados.